lunes, 26 de enero de 2015

Juan Pablo Duarte y su salud física.

La Tuberculosis o Tisis, ha afectado a Juan P. Duarte, Salomè Ureña,Gastòn F. Deligne,Evangelina Rodrìguez


NEUMOLOGÍA
Tuberculosis: mitos y realidades en RD
La OMS revela que en la última década han surgido entre 8 y 10 millones de casos por año. Tres millones mueren
Santo Domingo
La tuberculosis es una enfermedad infecciosa, transmisible, curable y, usualmente, crónica de presentación clínica variable producida por microbacterias del complejo Mycobacterium tuberculosis, que puede comprometer prácticamente todos los órganos, pero los pulmones son los órganos más frecuentemente afectados.
Diferentes estudios confirman que las micobacterias anteceden a la especie humana, por lo que la tuberculosis es más antigua que la historia registrada. La descripción de las micobacterias se inicia en 1882, año en el cual Roberto Koch anunció al mundo el descubrimiento del microorganismo causante de la tuberculosis, el cual posteriormente se denominaría Mycobacterium tuberculosis y que comparten con otro grupo de microorganismo las características de tener morfología bacilar y de ser acido-alcohol resistente.
Como enfermedad de causa única, es uno de los padecimientos que a trevés del tiempo ha ocasionado mayor sufrimiento y mortalidad al hombre. Es una de las condiciones patológicas mas antiguamente conocidas y estudiadas. Muchos mitos y leyendas se han tejido alrededor de la tisis, nombre con que se conoció la tuberculosis por mucho tiempo.
Se han encontrado lesiones raquídea características de la tuberculosis en restos humanos del periodo neolítico y las pinturas de las tumbas egipcias ponen de manifiesto la formación clásica de la giba de la enfermedad de pott, los primeros escritos sugerentes de la misma proceden de la India  cerca de 700 a.C., los cuales describen una enfermedad pulmonar crónica caracterizada por consunción, 380 a.c. Hipócrates describió detalladamente un trastorno pulmonar llamado tisis que en términos literales significa (fundirse o derretirse). El médico griego, que escribió y practicó en Roma durante el segundo siglo después de Cristo, describió principios de tratamiento para la tuberculosis que no se modificaron durante el siguiente milenio. Con el Renacimiento surgieron nuevas informaciones anatómicas sobre la tuberculosis, indicando que todos los individuos que la padecían tenían enfermedad cavitaria de los pulmones.
Durante el siglo XIX se relacionó la tuberculosis con un sentido cultural peculiar de romance, quizás porque afligía a tantos artistas, poetas y escritores, y nuestro país no es la excepción, porque es sabido que personalidades como el patricio Juan Pablo Duarte, la insigne poetiza dominicana Salomé Ureña, Gastón F. Deligne y la primera médica dominicana, Evangelina Rodríguez, padecieron la enfermedad. Es un padecimiento que no respeta raza, sexo, estatus social ni económico.
(+)
CIFRAS QUE HABLAN DEL AVANCE DEL MAL

El advenimiento del síndrome de inmunodeficiencia adquirida (sida), las inmigraciones, la multirresistencia,  y el deterioro de los programas nacionales de vigilancia y control han favorecido el recrudecimiento de la tuberculosis en países desarrollados, y tal vez el impacto negativo de estos factores sea mayor en aquellos en vías de desarrollo. La OMS ha estimado que en la última década aparecen entre ocho y diez millones de casos nuevos cada año, de los cuales mueren cerca de tres millones, por lo que la tuberculosis ha sido declarada desde 1993 por la OMS como una emergencia sanitaria mundial. Por eso la tuberculosis, ‘la plaga blanca’, continúa siendo un reto para el hombre.

No hay comentarios:

Publicar un comentario