lunes, 6 de enero de 2014

Los Santos Reyes, los juguetes y la salud de l@s niñ@s


DÍA DE LOS SANTOS REYES
Sus sentimientos no son un juego
Niños y niñas suelen ver los juguetes como un logro por haberse comportado adecuadamente en el año. La falta de este incentivo puede acarrear tristeza
Li Misol
li.misol@listindiario.com
  • Recomendación. Para evitar frustraciones negocie con su hijo o hija sobre lo que podrían o no traerle los Reyes.
Santo Domingo
Para niños y niñas que conservan la creencia en personajes como Santa Claus y los Reyes Magos, fechas como la Navidad y hoy, que se celebra el Día de los Santos Reyes, son especiales, pues están llenas de magia y sorpresas. 
“Se sienten felices de poder formar parte de una época tan especial y de poder compartir ese sentimiento”, asegura la psicóloga Nicole Marie Pichardo Guerrero. 
Además de los días de descanso de la escuela, de las ricas comidas, más dulces que de costumbre y salidas divertidas, hay algo en la época que destaca para los niños: los juguetes. Sin embargo, las emociones que pueden generar estos objetos en los infantes son diversas, dependiendo sobre todo de la expectativa que tengan y de la capacidad adquisitiva familiar, entre otros factores. 
Generalmente, según Pichardo Guerrero, el o los juguetes deseados por un niño o una niña durante las fiestas “representan el final de la espera de todo un año de buen comportamiento y buenas actitudes”. Se percibe como un logro propio más que como un simple presente y la falta de este incentivo puede acarrear tristeza y otros problemas.
“Es importante que los padres asuman la responsabilidad de enseñarles a sus hijos que la Navidad es una época de agradecimiento y no enfocarla solo en lo material, sino más bien en estar agradecidos por las cosas que ya tenemos”, indica la psicóloga. 
Sucede con frecuencia que los niños y niñas desean juguetes que muchas veces no están al alcance del bolsillo de sus padres. La solución, para que no haya frustración, consiste en negociar con el infante sobre lo que podrían o no traer los Reyes y lo que resulta más conveniente para él o ella según su edad.
(+)
EXPECTATIVAS Y REALIDAD

Marta Jiménez, madre de dos niños, dice que ante la imposibilidad de comprarles a sus hijos una consola de videojuegos costosa, les regala alguna alternativa más económica. 
Si no se puede comprar una muñeca cara, hay alternativas igual de bonitas a la mitad del precio. Lo importante es explicar a los hijos que lo material no es lo esencial, sino la oportunidad de tener un juguete que compartir con amigos. Al fin y al cabo, el juguete no tendrá sentido en sí mismo, sino como excusa para jugar con otros.
La emoción de recibir un juguete
Independientemente de su condición social, todos los niños y niñas tienen expectativas de lo que desean recibir hoy, en el Día de los Reyes Magos. Sin embargo, es innegable que algunos recibirán lo que desean mientras que otros se quedarán con las ganas o no obtendrán lo que esperaban. 
Según la psicóloga clínica Nicole Marie Pichardo Guerrero, es deber de los padres depurar los regalos aptos para el niño o niña, tanto acordes con su edad, madurez, como nivel de responsabilidad.
“Es normal no solo en los niños, sino incluso en cualquier adulto, experimentar un sentimiento de decepción si no se recibe lo que se espera. Por esta razón, es importante que los niños entiendan y valoren el verdadero significado de Navidad y Reyes: el agradecer”, destaca. 
Comenta que aunque algunos infantes que no reciban lo que desean pueden sentir frustración, con una guía familiar adecuada las consecuencias para su estabilidad emocional son mínimas, “siempre y cuando el niño o niña tenga una red de valores y unión familiar”, puntualiza Pichardo Guerrero. 
Si no es el caso, pudiera desarrollarse cierto de nivel de disgusto ante las festividades.
Los desfavorecidos
Es deber de los padres sembrar y lograr que crezca en los pequeños el valor de celebraciones como el Día de los Reyes Magos. Es buena idea explicarles que dar es igual de importante que recibir y que todo lo que tenemos es un gran regalo por el que debemos estar agradecidos.
Los niños y niñas de clase pobre también sienten que un regalo en un día como hoy es el premio luego de un año de buen comportamiento. 
“Si uno de estos infantes recibe un regalo, que aunque es material alimenta la ilusión, tiene un incentivo para continuar haciendo las cosas que hizo bien durante todo el año”, explica la experta en la conducta. 
Si no reciben nada, estos pequeños se sienten tristes y decepcionados, pues todos los niños quieren recibir algún juguete nuevo, situación que se agrava cuando los amigos o vecinos sí reciben juguetes. A largo plazo estos infantes que han experimentado la decepción “pueden llegar a desarrollar distintos niveles de apatía ante las celebraciones y suelen perder la emoción e ilusión que esta época envuelve”, dice Pichardo Guerrero.
((Padres 
Orientación
Según la psicóloga clínica Nicole Marie Pichardo Guerrero, es de gran importancia que los padres inculquen en los hijos el amor y unión familiar en estas fechas. “De esta manera es posible llenar el corazón de cada uno de los miembros de la familia con mensajes de esperanza y así mantener una relación saludable y positiva ante las actitudes que involucran esta época”.
Haga énfasis en que lo material no es lo importante. Priorice la compra de juguetes que ayuden a socializar y, por supuesto, que nunca fomenten la violencia. No compre a los niños y niñas juguetes en exceso y no les compre absolutamente todo lo que deseen, sino lo que usted, como padre o madre responsable, considere que es un presente adecuado. Enséñele a su hijo o hija que muchos niños no recibirán regalos hoy y, si es posible, anímele a donar sus juguetes usados, esos que ya no utiliza, a alguna institución benéfica. 
La psicóloga comenta que siempre es importante tomar en cuenta las señales que los niños y niñas transmiten con su comportamiento, sus actitudes y sus emociones. “Cada padre y madre conoce a su hijo e hija de una manera única, lo cual implica que puede reconocer cuando hay cambios de actitudes al momento de enfrentarse a diversas situaciones”, dice. Al observar estos cambios es importante buscar ayuda profesional.

No hay comentarios:

Publicar un comentario