martes, 5 de noviembre de 2013

La Palabra Diaria, UNO,martes,5 de noviembre,2013.


UNO.
Soy uno con Dios.
    El dolor puede ser parte de la vida, pero sufrir es opcional. Sufrimos cuando creemos que estamos separados de Dios, cuando nos sentimos amados, protegidos o cuando percibimos que la vida es hostil. Si alguna vez siento que tales pensamientos me domina, recuerdo la Verdad: sólo existe una Presencia y un Poder, Dios, el bien.
     En tiempos difíciles, acudo a la presencia de Dios en mí. En el lugar secreto del Altísimo, edificio una fortaleza de Verdad interna que resiste cualquier temor o inquietud. el silencio me refugia de toda lucha. Vivo en el consuelo, el gozo y la paz que van más allá de cualquier circunstancia en el mundo. Uno con Dios, estoy siempre protegido.
¡Cuida, oh Dios, de mí  pues en ti busco protección  Yo te he dicho: ´´Tù eres mi señor, mi bien; nada es comparable a ti´´.-Salmo 16:1-2

No hay comentarios:

Publicar un comentario