miércoles, 26 de junio de 2013

La Palabra Diaria, ORDEN DIVINO, mièrcoles 26 de junio, 2013


ORDEN DIVINO.
El orden divino está establecido en mi mente y en mi vida.
     El desorden surge del pensar incongruente o de la falta de planificación. Si deseo poner mi trabajo o mi vida familiar en orden, he de pensar claramente. El universo opera de manera ordenada. Con esto en mente, busco alinear mis pensamientos y mi vida con el orden divino. El aquietarme me ayuda a lograrlo. Asì que tomo tiempo para meditar en el Silencio.
     Las leyes divinas están escritas en los corazones de la humanidad. En el silencio, mi mente y mi corazón están abiertos a la ley del orden divino. El orden es revelado por medio de la oración y la meditación. Al proseguir con mi día, permito que dicho orden se exprese plenamente. Establezco orden divino en mi mente y en mi vida. 
Pondré mi ley en su mente y la escribiré en su corazón.  Jeremías.31:33

No hay comentarios:

Publicar un comentario